Este sitio web utiliza cookies, tanto propias como de terceros, para recopilar información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, generada a partir de sus pautas de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.

Un niño afortunado

Encuéntralo en tu librería más cercana

Comprar en papel

Gastos de envío gratis a España. Envío 24 horas

Comparte en tus redes:

Un niño afortunado

Thomas Buergenthal

De prisionero de Auschwitz a juez de la Corte Internacional

ISBN: 978-84-96981-06-5

Páginas: 284

Precio: 23,00 € 

Colección: Testimonio

Traducción: Martín Arias

Formato: Rústica con solapas

Año de publicación: 2008

4ª edición. Prefacio de Miquel Roca i Junyent. Un niño afortunado es una obra de una humanidad, lucidez, ternura y tolerancia excepcionales.

A los diez años ya había sobrevivido a dos guetos, el campo de exterminio de Auschwitz y el de Sachsenhausen, y a la terrible "marcha de la muerte" de 1945. El número tatuado en su brazo B-2930 forma parte de su vida. "No me quiero borrar el número. Nunca quise. Es parte de mi vida, es mi identidad."
 
La vida de Thomas Buergenthal, "el juez que fue víctima",  ha sido un duro camino desde que nació en 1934, de padres judíos alemanes, hasta convertirse en juez de la Corte Internacional de Justicia en el año 2000. Entre estas dos fechas, sobrevivió a los campos nazis, se educó en Estados Unidos y se dedicó al derecho internacional y a la defensa de los derechos humanos.
 
Su autobiografía es un claro homenaje a las poderosas palabras de su padre: "No desesperar bajo ningún concepto". El pequeño Buergenthal hace suyas estas palabras y conserva, con inmensa voluntad de sobrevivir, su vida y sus principios, sin sucumbir a la tentación del odio ni al cinismo. Los campos de exterminio no sólo no lo quebraron, sino que lo convirtieron en una persona que buscará siempre la justicia y el respeto de los derechos humanos.
 
Un niño afortunado es una obra de una humanidad, lucidez, ternura y tolerancia excepcionales. Sus reflexiones sobre las circunstancias que permitieron su supervivencia son de una calidad humana extraordinaria.
 
Este libro ha sido publicado en diez idiomas.

"Un libro escrito de forma tan contenida que impresiona."
 Lola Huete, El País

Un niño afortunado es un libro que impacta con increíble fuerza, no importa que uno nunca haya leído un libro sobre el holocausto o bien los haya leído todos.”
Nils Minkmar, Frankfurter Allgemeine Sonntagszeitung


 

Documentos relacionados
Publica un comentario

Introduce tu nombre

Introduce tu email

Comentarios (8)

Jhonny Cristhian

Recibí este libro como precioso regalo de cumpleaños de alguien que ya he empezado a apreciar y presiento nos convertiremos en grandes amigos. Una mirada esperanzadora y llena de fe acerca del futuro que siempre está ahí para todo ser humano, incluso para aquel que se enfrenta a las más terribles calamidades. La temprana orfandad del buen Tommy y su interiorización de la "glacial calma" paterna son apenas el inicio de una existencia digna, que se sobrepone a la adversidad, que aún en la hora más oscura y definitiva - gracias a lo que él ahora llama "suerte" - persevera y triunfa; en definitiva, "vive". Un testimonio infinitamente valioso que nos hace recordar que todos, absolutamente todos, podemos ser plenamente. Igual que el autor confiesa, me ha sido difícil en varias partes del relato no conmoverme o verme reflejado ante la vastedad y complejidad de emociones que suscita su testimonio. A veces niño, a veces adulto forzado, el buen Tommy y su forma de transitar por el sufrimiento y la pérdida, hacen que comprendamos que la vida, aún cuando esté llena de privacione

Publicado lunes, 15 de agosto de 2011 a las 7:44

Jhonny Cristhian

Recibí este libro como precioso regalo de cumpleaños de alguien que ya he empezado a apreciar y presiento nos convertiremos en grandesa amigos. Una mirada esperanzadora y llena de fe acerca del futuro que siempre está ahí para todo ser humano, incluso para aquel que se enfrenta a las más terribles calamidades. La temprana orfandad del buen Tommy y su interiorización de la "glacial calma" paterna son apenas el inicio de una existencia digna, que se sobrepone a la adversidad, que aún en la hora más oscura y definitiva - gracias a lo que él ahora llama "suerte" - persevera y triunfa; en defintiva, "vive". Un testimonio infinitamente valioso que nos hace recordar que todos, absolutamente todos, podemos ser plenamente. Igual que el autor confiesa, me ha sido difícil en varias partes del relato no conmoverme o verme reflejado ante la vastedad y complejidad de emociones que suscita su testimonio. A veces niño, a veces adulto forzado, el buen Tommy y su forma de transitar por el sufrimiento y la pérdida, hacen que comprendamos que la vida, aún cuando esté llena de privacione

Publicado domingo, 14 de agosto de 2011 a las 21:48

Judith

He acabat tot just de llegir el llibre "Un niño afortunado". Enhorabona per aquest gran encert, és un llibre que des del primer moment t'atrapa, perquè és profund i ple de sentiment, lluny de la llagrimeta fàcil però encisador.
-----
Justamente he acabdo de leer el libro "Unniño afortunado". Enhorabuena por este gran acierto, es un libro que desde el primer momento te atrapa, porque es profundo y lleno de sentimiento, lejos de la lágrima fácil pero cautivador

Publicado viernes, 24 de octubre de 2008 a las 11:51

Nadia

Este libro deberia ser lectura obligada para los jovenes de hoy en dia. Gran parte de la juventud no tiene conciencia de la crueldad que puede desarrollar el ser humano. Las ultmas encuestas hechas en alemania muestran que los jovenes no saben nada sobre el holocausto. Gracias Thomas por haber compartido de forma tierna y directa tu vida y sobre todo ayudarnos a no olvidar que los humanos podemos perder el norte tan facilmente. Este libro es oro puro. sylvana mestre. madre de familia.

Publicado miércoles, 24 de septiembre de 2008 a las 8:30

rmilio

No voy a descubrir la sopa de ajo si advierto de los peligros de la lectura. Es algo que ya hizo (pésimo marketing editorial; suerte que tuvo un efecto rebote) un tal Cervantes hace cientos de años en un libro de cuyo nombre no quiero acordarme. Todos los que alguna vez hemos sido tachados de locos (o de expertos en perder el tiempo) por leer de forma compulsiva, descubrimos de tanto en tanto un libro con el que cargarnos de razón para perseverar en la locura. Es el caso de Un niño afortunado, donde el juez de la Corte Internacional Thomas Buergenthal explica cómo fue su niñez, que incluyó el paso por Auschwitz y la pérdida de su padre. Ver las fotos de los Buergenthal previas a la tragedia -fiel estampa de felicidad y confianza en el futuro- o leer episodios como el reencuentro del protagonista con su madre -tras años sin saber si seguiría viva- son un puñetazo directo a las emociones. Me admiran la entereza, la dignidad, la fuerza y la capacidad de amor y de superación del niño que sobrevivió al horror y se ha consagrado a la defensa de los derechos humanos. Es un li

Publicado lunes, 14 de abril de 2008 a las 14:21

núria

Acabo de leer -de devorar, debería decir- este libro con tanto espanto como admiración. El nombre de Buergenthal lo conocí en mi primera estancia de estudio en el extranjero. Corría el año 1994 y en el Curso Internacional de Derechos Humanos del Instituto René Cassin de Estrasburgo nos dieron como manual su ⣜Human Rigths in a Nutshell⣝. Lo tengo todavía en casa, mil veces subrayado y consultado. Sabía por tanto de la carrera de Buergenthal como académico, como juez de la Corte Interamericana, como miembro de la Comisión de la Verdad de El Salvador y como juez de la Corte Internacional de Justicia de La Haya. De lo que no tenía ni idea es que había sido un niño en los guetos judios y luego en los campos de concentración nazis de Auschwitz y de Sachsenhausen. Su vida de feliz niño, hijo de una joven pareja que tiene un hotel en un bonito lugar de descanso en Checoslovaquia, se empieza a ver truncada poco a poco por la ocupación alemana, por la guerra, por la confiscación de los bienes de la famila, por su expulsión y por su ingreso en un guet

Publicado martes, 18 de marzo de 2008 a las 17:39

admin

Thomas Buergenthal ha escrito un libro de sus experiencias como niño en los campos de concentración de Auschwitz y de Sachsenhausen. Es un libro que tenéis que leer sin parar. Lleno de ternura, emociones, y contado de una forma sencilla y directa con la perspectiva de 50 años. Una maravilla. Lo mejor que he leído este año. John de Zulueta. Presidente de Sanitas

Publicado lunes, 1 de enero de 1900 a las 12:07

admin

Thomas Buergenthal ha escrito un libro de sus experiencias como niño en los campos de concentración de Auschwitz y de Sachsenhausen. Es un libro que tenéis que leer sin parar. Lleno de ternura, emociones, y contado de una forma sencilla y directa con la perspectiva de 50 años. Una maravilla. Lo mejor que he leído este año. John de Zulueta. Presidente de Sanitas

Publicado lunes, 1 de enero de 1900 a las 12:07

Suscríbete a la Newsletter

© Plataforma Editorial 2019   C/ Muntaner, 269 Entlo 1ª
08021 Barcelona (Spain)   +34 93 494 79 99   Fax. +34 93 419 23 14

Kdweb iPortal - Diseño y programación Web responsive en Barcelona